Guerrero Azteca

Guerrero Azteca

Daremos un repaso sobre el guerrero Azteca y los tipos de guerrero que había en la cultura azteca.

El guerrero águila

El guerrero águila azteca, eran guerreros de élite que componían el ejército azteca.

Este nombre es derivado del vocablo náhualt cuāuhpilli, que significa “noble águila”, por lo que son reconocidos por las plumas que decoraban sus vestimentas.

Estos fueron los guerreros más eficaces que tenían los aztecas y por ende los más peligrosos enemigos a los que se enfrentaron los españoles en Centroamérica. También se los conoce como Orden Mexicana del Águila y Orden Águila Azteca.

Todavía son recordados por su fiereza en el campo de batalla y sobretodo por los sanguinarios sacrificios humanos que hacían para complacer a sus dioses.

Desde el momento del nacimiento, se inculca en el niño el carácter y su destino como guerrero. Al salir del vientre de su madre se ponía un escudo y una flecha en cada una de las manos del recién nacido.

Te puede interesar:

Luego de la ceremonia en la que al recién nacido se le cortaba el cordón umbilical, los objetos eran sepultados por un guerrero de prestigio en un campo de batalla, y de esta manera simbolizaban la llegada de un nuevo guerrero Azteca.

Como regla general, todos los niños aztecas eran entrenados en el arte de la guerra y en la ejecución de armas, pero a partir de los 14 años sólo los más preparados pasaban a la escuela a modo de primigenia orden mexicana de guerreros.

Existían dos tipos de escuelas para jóvenes en la sociedad azteca. Los hijos de la clase media y baja acudían a la telpochcalli.

Allí pasaban por un entrenamiento muy arduo que consistente en baños de agua helada, comidas frugales y el estudio de cantares y gestas.

Además de aprender a manipular armas, también llevaban a cabo otro tipo de trabajos relacionados con la agricultura y la construcción, donde aprendían a soportar el agotamiento físico y aumentaban la resistencia del cuerpo.

El guerrero jaguar

El guerrero azteca jaguar, llamado ocēlōpilli en la lengua náhuatl, era el miembro del ejército azteca que servía en él mismo como soldado profesional dentro de sus fuerzas especiales.

Una de sus particularidades consiste en que todos los guerreros jaguar pertenecían a la clase baja, los mācēhualtin, a diferencia de sus compañeros, los guerreros águila quienes pertenecían a la nobleza.

En los enfrentamientos militares, los guerreros jaguar eran enviados al frente de batalla.

Para mantener este estatus, los guerreros aztecas tenían la obligación de capturar a doce rivales con vida en dos campañas, es decir, debían capturar a seis en cada campaña.

Los guerreros jaguar eran conocidos por la gran velocidad con la que eran atacaban al enemigo además de la valentía que mostraron en la batalla, asemejando a los jaguares.

En ocasiones, decidieron la victoria de una batalla sin ni siquiera pelear ya que su sola presencia quitaba moral al enemigo haciéndole huir.

Te sugerimos leer esto:

1 comentario en “Guerrero Azteca”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.